¿Qué tan confiado estás de tu cuerda?

Alpinista

Cuentan que un alpinista, desesperado por conquistar el Aconcagua inició su travesía después de años de preparación pero quería la gloria para él solo, por lo tanto, subió sin compañeros. Empezó a subir y se le fue haciendo tarde y más tarde y no se preparó para acampar, sino que decidió seguir subiendo, y decidió llegar a la cima.

Obscureció, la noche cayó con gran pesadez en la altura de la montaña ya no se podía ver absolutamente nada. Todo era negro, cero visibilidad, no había luna y las estrellas eran cubiertas por las nubes.

Subiendo por un acantilado a tan sólo 100 metros de la cima, se resbaló y se desplomó por los aires… caía a una velocidad vertiginosa, sólo podía ver veloces manchas cada vez más oscuras que pasaban en la misma oscuridad y la terrible sensación de ser succionado por la gravedad.

Seguía cayendo… y en esos angustiantes momentos, pasaron por su mente todos sus gratos y no tan gratos momentos de la vida, pensaba que iba a morir, sin embargo de repente sintió un tirón tan fuerte que casi lo parte en dos…

Como todo buen alpinista experimentado, había clavado estacas de seguridad con candados a una larguísima soga que lo amarraba de la cintura.

En esos momentos de quietud, suspendido por los aires, no le quedó más remedio que gritar: “¡Ayúdame, Dios mío!” De repente una voz grave y profunda de los cielos contestó: “¿Qué quieres que haga, hijo mío?” “Sálvame, Dios mío.” “¿Realmente crees que te pueda salvar?” “¡Por supuesto, Señor!” “Entonces corta la cuerda que te sostiene…” Hubo un momento de silencio y quietud. El hombre se aferró más a la cuerda y reflexionó…

Cuenta el equipo de rescate que al otro día encontraron a un alpinista congelado, muerto, agarrado con fuerza con las manos a una cuerda… ¡A tan sólo dos metros del suelo… !

Y tú… ¿qué tan confiado estás de tu cuerda? ¿Por qué no la sueltas?…

Deuteronomio 31:8
“Y Dios es el que va delante de ti; él será contigo, no te dejará, ni te desamparará; no temas, ni te intimides.”

1 Response to “¿Qué tan confiado estás de tu cuerda?”


  1. 1 Fredy abril 25, 2007 a las 8:45 am

    La verdad muchas veces escuchamos la vos de Dios hablandonos y mostrandonos la solución a nuestros problemas, a nuestras situaciónes dificiles, pero lamentablemente muchas veces preferimos hacer lo que nosotros creemos que es lo correcto aunque no lo sea.

    Gracias por este mensaje, me hizo recordar muchas situaciones de mi vida en las que me he encontrado como este muchacho, en algunas tome la desición de hacer lo que Dios me dijo y en otras lo que yo creía que era correcto, creanme, es cierto, cuando no haces lo que Dios te dice, te va mal, Gracias a Dios he aprendido a que El sea el que me guie, y me ha ido bien, tu también deja que El te guíe, te lo aseguro, te irá super bien.

    Muchas gracias por estos bonitos mensajes, siguan adelante, son de mucha edificación para nuestras vidas.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Y van

  • 348,258 Visitas

¿Cuantos ven la pagina, ahora?

web counter

¿Qué tienes pensado hacer hoy…?

abril 2007
L M X J V S D
« Mar   May »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  

Mis Fotos

Más fotos


My blog is worth $3,951.78.
How much is your blog worth?

Tuiteame


A %d blogueros les gusta esto: